martes, 21 de agosto de 2012

Amor a quemarropa (muchos tiros y poca cosa)

Sinopsis: El joven y solitario Clarence celebra su cumpleaños como de costumbre, viendo películas de kung-fu en un destartalado cine de Detroit. De repente, Alabama, una rubia explosiva, entra en la sala derramando sus palomitas sobre él, incidente que irá seguido de una desbocada noche de pasión. Ella, en realidad, es una prostituta pagada por el mejor amigo de Clarence como regalo de cumpleaños. A pesar de ello, se enamoran y se casan. Clarence entonces intenta alejarla de la prostitución, pero tendrá que enfrentarse con su chulo cuando va a recoger las pertenencias de su mujer. Una de las maletas contiene una considerable cantidad de cocaína que utilizarán para realizar todos sus sueños.

Matrimonio express en las vegas con una prostituta y marido que se ve envuelto en una espiral de violencia. Sí esa es la trama y no es nada original. Las escenas de tiros son poco creíbles -sobre todo la última-, la película avanza muy despacio en el tramo final, dándote tiempo a pensar en que película salía ese secundario (que no aportan nada a la película) y al final tenemos el ñoño desenlace de siempre. Además la músiquilla que suena de fondo es odiosa, no las canciones de la B.S.O. si no una melodía que no paraban de repetir cada dos escenas. Absurda la traducción que hicieron de True Romance por Amor a quemarropa, cuando Amor verdadero no suena mal.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada