lunes, 21 de julio de 2014

Presunto homicida (le falta algo)

Sinopsis: Callum Crane, un prestigioso abogado, está a punto de convertirse en juez, pero las cosas se le complican. En estado de embriaguez viola a Sophie, una guapa secretaria que lo amenaza con contarlo todo, destruyendo así su carrera y su endeble matrimonio. Mientras tanto, Nathan, un delincuente de poca monta, descubre que Crane es su verdadero padre y decide buscarle. Por un extraño giro del destino, Nathan se hace amigo de la compañera de piso de Sophie.

Entretenidilla por momentos y un suplicio por otros. Muy irregular y con bastantes problemas para conseguir mantener la tensión. Las interpretaciones del reparto son discretas, quitando la aportación de Bill Pullman, que logra encarnar un personaje odioso, perverso e interesado, haciendo olvidar al espectador su carita de bueno y despertar el máximo desprecio hacia el comportamiento de su personaje. En el aspecto dramático, el resto de los intérpretes optan por tomar una postura modesta y poco convincente.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada